corner
Archivo/Navegantes
     
   
a
 


Inicio

 
Miscelánea
La maldición de las cadenas de correos

rescatado por Headhunter
 

Pórtico Luna

He estado haciendo un repaso de los e-mails que he recibido, y me he puesto a pensar en los cambios que, por culpa de ellos, ha habido en mi vida. Y este es el resumen:

  • Ya no saco dinero de los cajeros automáticos porque dicen que ponen una pantalla falsa, que se traga la tarjeta y todo ello para robarme el dinero.
  • He dejado de tomar Coca-cola porque es corrosiva.
  • Además he dejado de tomar cualquier cosa que venga en lata por miedo a morir envenenado por orina de rata.
  • Huelo a chivo que te mueres pues dejé de usar desodorantes, porque según dicen provocan cáncer.
  • En las grandes superficies comerciales tengo miedo a que me droguen con la muestra de un perfume para robarme y quizás con suerte no me violen...
  • También he dejado de contestar al teléfono, vaya a ser que me pidan que pulse el 9 y me llegue una cuenta telefónica astronómica, con cargos a Uganda, Singapur, Tokio, etc...
  • He suspendido el consumo de varios alimentos por miedo a los estrógenos.
  • También he dejado de comer pollo y hamburguesas porque no son mas que carne de engendros horripilantes criados en laboratorios.
  • Por supuesto ya no uso el microondas por miedo a sufrir una súbita ebullición que me achicharraría la cara apenas retire la taza de café, tal y como hacía todas las mañanas.
  • También he donado todos mis ahorros para salvar a una niñita enferma de Kazajstán que estuvo a punto de morirse unas 7.000 veces en un hospital sin recursos. Por cierto, la nena tiene 7 años desde el año 93.
  • Por último me gasté una pasta en comprar todos los antivirus existentes para evitar que la ranita Budweiser invadiera mi disco duro, o que los Teletubbies se apoderaran de mi protector de pantalla, mandando soeces estrofas por mis altavoces.

Dejé de hacer, tomar y comer tantas cosas, que casi me muero. Casi me muero de hambre esperando junto a mi correo los 150.000 euros que me mandarían Microsoft y AOL por participar en la prueba de rastreo de e-mail. El teléfono de Ericcson tampoco llegó, ni mucho menos el viaje a Disneylandia, ¡¡¡y con todo pagado!!!

Además tampoco gané el millón de euros, ni el Ferrari, ni tuve sexo con la persona de mis sueños, que fueron las 3 cosas que pedí como deseo después de mandar a 10 personas el Mantra Mágico enviado por el Dalai Lama.

Ya envié más de 500 firmas en contra de la guerra de US contra Irak y en apoyo a la renuncia de Chávez de Venezuela. Y la guerra se nos vino encima y Chávez tiene cada vez mas apoyo internacional.

Pero sé estoy seguro de que mis males son a causa de una cadena que rompí u olvidé seguir y por eso me cayó encima una maldición.

NOTA IMPORTANTE: Si no envías este e-mail por lo menos a 1200 personas en los próximos 14 segundos, se te cagará una paloma hoy a las 6 de la tarde.

Buena suerte ....