corner
Archivo/Navegantes
     
   
a
 


Inicio

 
Ciencia
Un mundo mįs enfermo

rescatado por cTarkus
 

Pórtico Luna

El calentamiento global no sŪlo traer· consecuencias clim·ticas y meteorolŪgicas. Ecologistas y epidemiŪlogos est·n en alerta ante el aumento de las enfermedades que se desarrollar·n en las poblaciones salvajes terrestres y marinas.

Los h·bitats afectados son muy diversos, y van desde los arrecifes de coral hasta las selvas amazŪnicas. El National Center for Ecological Analysis and Synthesis (NCEAS) ha sido el primero en analizar la influencia de las epidemias en sistemas animales y vegetales completos, tanto en tierra como en los ocČanos. La apariciŪn de las enfermedades parece relacionada con la variaciŪn de temperaturas y los cambios estacionales, todo lo cual influye en su actividad y gravedad. Virus, bacterias, hongos y par·sitos patŪgenos se ven influidos por el cambio clim·tico, afectando incluso a humanos.

Los anĢlisis indican que hay razones para alarmarse. Los cambios clim·ticos globales est·n perturbando los ecosistemas naturales de una forma tal que facilita la subsistencia de las enfermedades infecciosas.

Hay varios ejemplos de virus, bacterias y hongos asociados a enfermedades que se desarrollan m·s r·pidamente con ligeros incrementos de temperatura. Algunos vectores de enfermedades, como mosquitos, roedores, etc., son muy sensibles a las temperaturas y a la humedad. A medida que las temperaturas suben, los portadores se expanden hacia nuevas ·reas y pueden afectar a poblaciones que hasta entonces no se habĢan visto expuestas. Los mosquitos se reproducen y crecen m·s r·pidamente ante temperaturas elevadas. De hecho, el invierno mata a muchos patŪgenos. Si Čstos se hacen m·s c·lidos, las poblaciones de portadores ser·n controladas en menor medida.

Los cambios clim·ticos pueden traer lluvias torrenciales en ciertas partes del mundo. La Fiebre del Valle del Rift, extendida por la acciŪn de los mosquitos entre la poblaciŪn humana, alcanza su m·ximo grado de expansiŪn cuando llueve mucho (aŅos en los que predomina El NiŅo). En 1998, hubo miles de muertos en Africa oriental. En condiciones m·s h™medas, la poblaciŪn de mosquitos crece de forma desproporcionada; Čstos asimilan el virus m·s frecuentemente y lo transmiten a m·s personas y ganado.

Sin duda, las enfermedades sobre las que debemos estar m·s preocupados son aquellas que usan vectores para transmitirse. A medida que la temperatura aumenta, los insectos que la contagian alcanzan zonas cada vez m·s cercanas a los polos.

InformaciŪn adicional en:

http://www.seaweb.org/ScienceJune21.html