corner
Archivo/Navegantes
     
   
a
 


Inicio

 
Bio-Tecnología
Los combatientes ven a los clones de forma diferente

rescatado por Pórtico Luna
 

Pórtico Luna


Associated Press - 7 de Agosto de 2001

Washington -Con aparente determinación y palabras airadas, tres investigadores dijeron durante el encuentro científico celebrado el Jueves que a ellos no les van a parar con historias a cerca de riesgos médicos ni objeciones éticas y pronto intentarán clonar seres humanos.

"Creo que tenemos suficiente información para empezar a clonar seres humanos." Es lo que dijo Brigitte Boisselier al comité de la Academia Nacional de las Ciencias. "No creo que seguir clonando animales nos aporte más información. Pienso que tenemos suficiente."

Boisselier, directora de Clonaid, una empresa dedicada a la clonación humana, insinuó que algunos experimentos ya están en marcha. Preguntada por los detalles, se limitó a sonreír y dijo: "Estoy trabajando en ello y espero que pronto puedan ser publicados pronto y que los pueda compartir con Vds."

El profesor de la Universidad de Kentucky, Panayotis Michael Zavos y el Dr. Severino Antinori de la Universidad de Roma, dijeron que continuarán sus investigaciones en la clonación humana para permitir que hombres estériles puedan tener hijos. De todas formas dijeron que aún no habían intentado clonar a un ser humano.

Estos comentarios se escucharon entre los airados intercambios de parecer de personas a ambos lados de la polémica. Los oponentes se encontraron en el imponente vestíbulo del edificio de la Academia Nacional y bajo las resplandecientes luces de la televisión se gritaron unos a otros. La parte a favor de la clonación argumentó que la reproducción es un derecho humano; la otra dijo que podría ser poco ético, y tal vez una forma peligrosa de la experimentación humana.

Hace poco, investigadores en la clonación animal advirtieron del alto nivel de fallos en sus experimentos, muchos animales morían antes de nacer y otros nacían con anormalidades.

Preguntado acerca de si estos problemas podrían ser corregidos en los experimentos para la clonación humana, Alan Colman, director de PPL Therapeutics, dejó clara su oposición a tal investigación.

"Ensayar me parece perfecto, pero ensayar con humanos no es ético," dijo Colman, cuyo laboratorio en Escocia clonó a Dolly, la famosa oveja. En su opinión los intentos para la clonación humana podrían acabar en abortos, muertes y nacimientos anormales. "No veo que sea ético llevarlo a la práctica, ni ahora ni nunca."

Zavos entró en la discusión cuándo el Dr. Rudolf Jaenisch del Instituto Whitehead de Boston preguntó si el y otros investigadores de la clonación eran capaces de testar embriones humanos para detectar anormalidades.

Mientras Jaenisch exponía su pregunta, Zavos le espetó: "no voy a permitir que me de lecciones."

La mesa redonda organizada por la Academia Nacional para que sus investigadores reuniesen datos con objeto de elaborar un informe, fue el testigo auditivo. La academia es una organización privada de científicos e ingenieros. Es consultada por el congreso y a menudo realiza investigaciones a instancia de las agencias del gobierno.

Zavos y Antinori dijeron al jurado que ellos querían clonar humanos porque hay 70 millones de hombres en el mundo que no pueden tener hijos de otra manera.

"Queremos hacer posible esto solo a las personas que hallan agotado todas las posibilidades de reproducción," dijo Zavos.

Pero Boisselier dijo que ella consideraba la clonación un derecho humano.

"Es un derecho fundamental reproducirse de la manera que uno quiera," dijo ella. "Si tu quieres mezclar unos genes con otros, entonces es tu elección. Pero si tu quieres reproducirte solo con tus genes, entonces es un derecho."

En la clonación, los genes de la célula de un adulto son implantados en un óvulo al cual se le ha borrado todo el material genético. El óvulo entonces es cultivado en un embrión e implantado en la matriz de la madre. La descendencia podría tener solo los genes de la célula adulta. El resultado podría ser un duplicado genético del donante de la célula.

A la clonación se oponen la mayoría de los científicos, gobiernos y religiones de todo el mundo. Un proyecto de ley fue aprobado por la Cámara de Representantes de los EE.UU. ésta pondría fuera de la ley la clonación humana y castigaría con prisión y multas muy severas a los que la incumpliesen. No obtuvo los votos suficientes en el Senado.

Dolly, el primer mamífero clonado a partir de una célula adulta, fue creada en Escocia en 1997. Desde entonces, todo tipo de animales de granja, ovejas, cerdos y otros animales han sido clonados.

Los investigadores dijeron el Jueves que, excepto este experimento, la proporción de éxitos en la clonación aún son muy bajos, solo alrededor del 3% en algunos laboratorios. Los expertos dijeron al jurado que aparecen errores fundamentales en los animales clonados. Muchos mueren en la matriz. Incluso aquellos que nacen de forma satisfactoria después presentan anormalidades como la obesidad, defectos congénitos, alteraciones en la estructura de los músculos y el metabolismo cambiado.

"Nosotros calculamos que la mitad de nuestros animales clonados morirán," dijo Jonathan Hill, un investigador de la Universidad de Cornell. Muchos mueren de hambre en la matriz, dijo, por fallos en la placenta.