corner
a
 



 

 

 

 
Postura cómoda

 

Pórtico Luna


Humanos y humonos podrían convivir sin dificultad de no ser por la dejadez mental de estos últimos. Del mismo modo que las gaviotas, por poner un ejemplo, se condenarían a la extinción si optaran por utilizar sus alas para otra actividad menos trabajosa que la de volar, el humano corre el riesgo de hundirse en el pantano a causa de la actitud adoptada por sus congéneres desmejorados. A dicho comportamiento vital degenerador lo llamaremos Postura Cómoda.

La Postura Cómoda se basa fundamentalmente en un principio que, expresado en términos humonos, podría resumirse en: "Que otro cargue con el muerto." Tal axioma, sencillo en apariencia, ofrece al humono la base para justificar la casi totalidad de sus actos. Así, el humono jamás actuará por iniciativa propia, a la espera de que cualquier otro individuo, necesariamente humano, afronte el problema o necesidad que se presente. Este comportamiento, que no juzgaremos aún, ofrece múltiples ventajas al humono, permitiéndole disfrutar de los éxitos y desentenderse de los fracasos. Si el problema se resuelve satisfactoriamente, el humono no tendrá dificultad en participar de los posibles beneficios gracias a la asombrosa capacidad mimética que ya describimos en nuestro anterior encuentro. Si, por el contrario, las cosas se ponen feas, el humono acompañará su queja automática de un lamentable gimoteo repetitivo —que prestando atención puede transcribirse como " A mí no… Al otro, al otro… A mí no… Al otro, al otro…"— cuyo único fin es el de desviar el infortunio o la responsabilidad sobre cualquier otro objeto que no sea su propio culo.

La Postura Cómoda nos proporciona uno de los indicadores más claros a la hora de detectar a uno de estos especímenes. El humono jamás admitirá ser responsable de nada en medida alguna, atribuyendo las causas de cualquier contratiempo, error o desperfecto a cualquier entidad, activa o pasiva, real o imaginada, que tenga a mano, rodeándose agradecido de una apacible sensación de inocencia.

En sucesivos encuentros, tendremos ocasión de comprobar cómo el humono, aplicando el principio de Postura Cómoda, puede desencadenar y desencadena, los efectos más devastadores sobre el grueso de la especie.

El Largo